Al continuar con sus criticas a la clase media, el presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que los pobres “como buenos cristianos” no tienen malicia, mientras que un sector de la clase media es susceptible de manipulación y piensan, como en el caso del accidente de la L12 “¿Cómo aprovechamos la tragedia?”.

En conferencia de prensa, el titular del Ejecutivo federal llamó a la población a no hacerle caso a este sector de la clase media “allá su consciencia” y seguir actuando con nobleza. 

“La gente humilde, la gente pobre, muy leal, muy fraterna; y ahora lo mismo, porque no tienen odios, no tienen malos sentimientos. Entonces, pasa una desgracia tan tremenda, terrible como la del Metro y ellos, como buenos seres humanos, como buenos ciudadanos, como buenos cristianos, lo primero que se piensa es: no hay mala fe, ni modo que alguien sea tan perverso para estar provocando un accidente así, que sea algo premeditado. Ellos tienen una mentalidad completamente limpia, sin malicia», dijo el presidente.

“En cambio, los fanáticos del conservadurismo, aunque no usen el Metro, esos están pensando: ‘¿Cómo les hacemos daño con esto?’, aunque vayan a misa. ‘¿Cómo aprovechamos la tragedia?’

En Palacio Nacional, el presidente López Obrador afirmó que “son tiempos de canallas, tiempos de zopilotes. Entonces, no hay que hacerles caso, allá ellos, allá su consciencia y seguir actuando con nobleza y entender que sólo siendo buenos podemos ser felices; y no a la maldad, y no al diente por diente y ojo por ojo, sino el amor al prójimo, real, verdadero, sin hipocresías, no la doble moral, no el doble discurso”.