Un grupo de aproximadamente 400 migrantes bloquea desde la madrugada de este jueves el Puente Nuevo Internacional de Matamoros, motivo por el que las autoridades de Estados Unidos han cerrado el cruce hacia este país.

Los migrantes, en su mayoría familias con niños pequeños, usaron los carriles vehiculares y paso peatonal para dormir sobre el pavimento con cobijas y sus pertenencias en mano.

 

Con este plantón exigen al gobierno norteamericano resolver su situación migratoria y así poder ingresar a los Estados Unidos.

El cruce fronterizo está resguardado por más 50 elementos de la Guardia Fronteriza (CBP por sus siglas en inglés), quienes están armados con equipo antimotines.

Los extranjeros impiden el paso de vehículo a la ciudad de Brownsville, Texas.